¿Cómo afecta el estreñimiento al bebé?



El estreñimiento es la falta de evacuación regular debido al estancamiento de las heces, y es muy común que los bebés presenten esta patología con frecuencia, sobre todo a partir de los 6 meses cuando comienzan a degustar alimentos sólidos. De igual manera, aquellos infantes que son alimentados con leche de formula son más propensos a sufrir de estreñimiento que aquellos que son amamantados, ya que, la leche materna aporta las grasas y proteínas que se necesitan y ayudan a mantener las heces siempre blandas, aun incluso cuando no defeque todos los días.

¿Cómo saber si el bebé esta estreñido?

El que no haga sus deposiciones con frecuencia no es síntoma de padecer estreñimiento, pues también es algo normal no hacerlo todos los días, en cambio, sí tiene que ver la manera en ocurre, es decir, si las heces del bebé son duras, son de un color diferente al normal o se le ve haciendo un gran esfuerzo para poder evacuar, quiere decir que se encuentra estreñido.

¿Qué hacer entonces?

No es necesario alarmarse, como ya se conoce, esto es normal que ocurra, de igual forma, se pueden tomar medidas sin necesidad de acudir al médico, como por ejemplo, incentivar la regulación del colon con movimientos a través de la pancita del bebé, darle a ingerir más agua de lo regular, y ayudarlo con zumos de ciruela o lechosa, ya que son frutas que estimulan la evacuación, haciendo que las heces se ablanden.

Sin embargo, si los síntomas empeoren, es decir, si las heces presentan sangre, el bebé está perdiendo peso, si presenta fiebre o cualquier otra anomalía, lo lógico es acudir inmediatamente al médico y no caer en la automedicación como muchas veces sucede.

¿Cómo evitar que ocurra?

Lo más sano es alimentar al bebé con comidas ricas en fibra y mantenerlo completamente hidratado, además, si ya gatea o comida, que se mantenga activo en eso.

estrenimiento-como-afecta-al-bebe


Add Comment