Mi primer hijo por cesárea, ¿y el segundo?

Recién nacido parto natural después cesárea previa a la madre

Muchas mujeres se plantean cómo llevar a cabo el parto de su 2º hijo habiendo tenido el primero mediante cesárea. Damos en este artículo algunas ideas clave para ayudar a aclarar algunas dudas al respecto.

Si has tenido un bebé previamente con una cesárea, en el próximo embarazo -parto- tendrás dos posibilidades:

  • Programar otra cesárea.
  • Intentar el parto natural (PVDC, español “parto vaginal después de una cesárea”).

En el pasado, después de una cesárea no había más posibilidades de dar a luz de forma natural.  Hoy, sin embargo, y debido en gran parte a las mejoras en las técnicas quirúrgicas, el parto natural después de una cesárea es posible en muchos casos.   De hecho, se estima que un porcentaje entre el 60 y el 80% de las mujeres que intentan un parto vaginal después de una cesárea dan a luz sin ningún problema.

Entre el 60-80% mujeres dan por 2ª vez a luz por parto vaginal sin complicaciones.

El parto natural después de haber tenido una cesárea no es, sin embargo, recomendada para todas las mujeres dado en algunos casos es una complicación final en el embarazo y es mejor para evitarlo.  Además, muchos hospitales más pequeños no ofrecen la opción de dar a luz de forma natural después de una cesárea, ya que cuentan con el personal ni los recursos para gestionar la cesárea de emergencia.

Parto Natural Quirófano


¿Cuándo y por qué?

Por lo general, se intenta parto natural después de una cesárea, por varias razones entre las cuales podemos destacar:

  • Menos complicaciones. Si después de una cesárea intentar el parto natural tendrás menos riesgo de infección y sangrado severo que una segunda cesárea. Si se intentas el parto natural y no puede realizarse, el niño nacerá con la cesárea de emergencia, entonces tendrás un mayor riesgo de infección que una cesárea.
  • Menos convalecencia. Después de la estancia hospitalaria del parto natural, dura menos de lo que ocurriría con una segunda cesárea.
  • Una mayor participación del parto. Para algunas mujeres el parto natural es una experiencia esencial.
  • Consecuencias de futuros embarazos. Si sueñas con una gran familia con tres o más hijos, el parto natural puede ser la mejor opción en vista de futuros embarazos. Repetir cesárea se hace cada vez más complicado con cada intento, mientras que el parto natural se vuelve cada vez más fácil.

 

El parto natural se hace cada vez más sencillo al contrario que las cesáreas.


Ver también: Cómo tratar la Cicatriz de una Cesárea


 

Preparación para parto natural después de cesárea

Para aumentar las posibilidades de éxito de parto natural después de una cesárea:

  • Un curso sobre el parto natural. Involucra a su pareja, si es posible. Además de expresar tus preocupaciones y tus expectativas a un ginecólogo. Asegúrate de que el ginecólogo es informado acerca de todos tus problemas de salud anteriores y que tienen toda la documentación relativa a las intervenciones cesáreas y posibles anterior en el útero a las que has sido sometida en el pasado.
  • Asegúrate de que el ginecólogo está disponible durante el parto. Si sigue cuidadosamente, de hecho, el riesgo de complicaciones disminuye.
  • Elige a dar a luz en un hospital bien equipado. Busca uno en el que el feto es vigilado cuidadosamente y con continuidad, que dispone de equipamiento y personal para emergencias.
  • Estate mentalizada para otra cesárea. Para ciertas complicaciones del embarazo o el parto por cesárea puede ser necesario, incluso si has planeado un parto natural.
    • Por ejemplo, tendrás que someterte a una cesárea si sufres de preeclampsia u otras complicaciones del embarazo, si hay un problema con la placenta o el cordón umbilical, si el bebé está en una posición anormal, o si tu hijo no tolera las contracciones.

 

También es importante que tomes cuidado de ti misma, con estos sencillos consejos:

  • Seguir una dieta saludable,
  • Introducir la actividad física en tu vida diaria (con el permiso de su médico),
  • Descansar mucho.

 

Estos buenos hábitos te ayudarán a prepararte para el parto natural y a cuidar a tu bebé que nacerá pronto.


Add Comment